PUDÍN DE "CANELITAS"

Ya me han llegado los libros del sorteo que tengo en marcha, y como soy muy antojona, cuando encargué el de reciclar pan de X.Barriga no pude resistirme a pedir otro para mí, no tengo remedio lo sé. Deciros amigos mios, que es un buen libro con muchas ideas para aprovechar esos coscurros de pan que se van quedando en casa y que al final van todos al cubo de la basura, digo pan pero, también croissants, ensaimadas, etc. Tanto me ha gustado el libro que ya he empezado hoy con la primera receta, un pudín, si, si, un pudín para aprovechar los restos de bollería, el autor recomienda que para esta dulce se usen croissants, sin embargo, yo he usado un dulce´de mi pueblo, las canelitas.

Las canelitas las ví el otro día por casualidad, en la pastelería de al lado de casa tienen bolsas de "recortes", esto es, de restos de dulces que no tienen presencia para venderse por si solos pues son trozos, y los venden así al peso en bolsas. A mi me encantan los de ajonjolí y cabello de ángel, y ésos quería yo comprar, al no verlos la dependienta me ofreció estos y la verdad, qué ricos, son como unos bizcochitos con un toque a canela y un poco de crema pastelera en el centro. Para este dulce podéis coger el que queráis siempre que esté seco, bueno, al menos de dos días antes.

Lo que si os digo es que es una delicia el saborcito a canela, la textura tierna y húmeda en cada bocado, aysss qué cosa más buena, para no parar, avisados quedáis je je.

Receta y fotos: Carmela
Fuentes: Libro de Xavier Barriga " Recetas caseras con pan de ayer"



PUDÍN DE "CANELITAS"
 

 
 
Ingredientes ( 1 grande o 2 pequeños ):
 
- 400 ml de leche
- 250 gramos de bollería seca ( croissants, ensaimadas, etc. ) en mi caso las canelitas
- 1 huevo
- 80 gramos de azúcar
- 30 gramos de almidón de maiz o maicena
- 1 rama de canela
- 1 trozo de piel de limón
- Mantequilla para engrasar el molde
- Azúcar glas para decorar, opcional
 
TOQUE CARMELA
 
Como mi tiempo es oro, en vez de aromatizar la leche con la canela y el limón, tener que esperar 2 horas a que se enfriara lo he simplificado usando leche merengada de la que se compra, así he hecho una versión expres de este dulce.
 
Preparación:
 
1) Trocear los bollos que hayamos elegido en trozos no demasiado pequeños.
 
2) Poner la leche en un cazo con la piel de limón y la canela, cuando hierva, retirar del fuego, tapar. Dejar enfriar al menos 2 horas.
 
3) Colar la leche, poner en un bol, añadir los bollos troceados, dejar unos 30 minutos para que se empapen bien. Desmenuzar con un tenedor.
 
Precalentar el horno a 180º.
 
4) Batir ligeramente el huevo, añadir el azúcar y la maicena, mezclar bien. Añadir a la mezcla de leche y bollos y mezclar.
 
5) Emgrasar el molde con un poco de mantequilla y verter la preparación hasta las 3/4 partes.
 
Hornear a 180º unos 25 minutos, yo lo he tenido 30 minutos.Pinchar con un palillo para ver si está cocido del todo, si sale limpio ya está listo, si no, dejar unos minutos más.
 
6) Cuando se enfrie espolvorear con un poco de azúcar glas.
 
 

También pueden interesarte:

39 comentarios

  1. Holaaa, que maravilla de pudin Carmela! te ha quedado con una presencia excelente. Las canelitas tienen que estar de ricas que no veas.
    Un besooo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola guapa, gracias eres más rebonita je je un besote.

      Eliminar
  2. Que rico Camela, esto es aprovechar bien, se ve deliciso. UN BESOTE!!!

    ResponderEliminar
  3. Un pudin muy bueno y rápido, es una buena manera de aprovechar, restos que van quedando un poco secos.
    Besos
    Cocinando con Montse

    ResponderEliminar
  4. Tiene que estar riquísimo, con unos sabores y aromas deliciosos. Un abrazo, Clara.

    ResponderEliminar
  5. Pues es una idea estupenda, no tengo el libro haber si lo pido para reyes, las fotos preciosas

    ResponderEliminar
  6. Sencillito y riquisimo seguro,me lo apunto,que me ha gustado mucho.
    saludos.

    ResponderEliminar
  7. que delicioso se ve.... ains pero lo de las canelitas q no caigo yo en que es eso ??? y dices q lo compraste en una pastelería ?? miraré a ver q essss jajajaja. Preciosas fotos !!! bss

    ResponderEliminar
  8. Un puddin delicioso, Carmela. A mí me encantan las recetas de reciclaje, y ese libro te da un montón de ideas para aprovechar. Tengo ganas de tenerlo, pensaré en una buena idea para el concurso. Un besito.

    ResponderEliminar
  9. Ñam, ñam, a estas horas le daba un buen bocado.
    Un besito y disfruta del libro.

    ResponderEliminar
  10. Carmela se ve fantastico ..he leido el libro de X.B. ,que sencillo y delicioso esta receta de aprovechamiento ...bicos

    ResponderEliminar
  11. Tiene una pinta fabulosa Carmela, a nosotros en casa seguro que nos va a encantar!!! Menudo tiene que estar con ese saborcito, uhmmmmm!!!!
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Qué bueno Carmela. No se tira nada y encima está buenísimo. No conozco esas "canelinas", pero tienen que estar muy buenas. Yo ya he incluído el libro en mi lista a los Reyes.

    ResponderEliminar
  13. Que rico Carmela!!!
    Me parece una idea estupend la de vender la bollería que no tiene presencia a mejor precio que buena idea!!!!
    Dejare secar unos bollos para hacerlo
    Bss
    Patricia

    ResponderEliminar
  14. Que delicia de receta, además de aprovechamiento...una maravilla!!
    Salu2
    Cocinandovoyrecetandovengo.

    ResponderEliminar
  15. En casa hacemos algo parecido, con los bizcochos o cruasanes que se secan, aunque tengo que confesar, que generalmente tengo que comprar los crusanitos y secarlos en el horno, cada vez que nos apetece hacer este postre. Le añado azúcar quemado al molde.... Besos

    ResponderEliminar
  16. Qué buena pinta tiene este puding. Es una receta genial para la bollería que se queda olvidaba y ya nadie se come.

    ResponderEliminar
  17. no hay nada como los pudins de aprovechamiento de otros pasteles, me encantan! tiene una textura fantastica, bicos

    ResponderEliminar
  18. Que receta tan apetitosa sobre todo a esta hora... me hago un café y te cojo un trocito, vale? Besos

    ResponderEliminar
  19. Tiene una pinta estupenda, pero tengo que confesarte que no tengo ni idea de qué son las canelitas.

    ResponderEliminar
  20. tiene que estar estupendo con ese saborcito a canela....me encanta! un beso

    ResponderEliminar
  21. Carmela, me gusta mogollón este tipo de dulces. Todo lo que lleve huevo y sea tipo flan es que me pierde. Por el aspecto de tu pudin ya te puedo decir que me encantaría. Con canela, por Diossss.

    Eso de las sobras de bollería y bizcochos me parece una idea estupenda. Ojalá se hiciera en más sitios. Así no se tiraría nada.

    Bss

    ResponderEliminar
  22. Carmela yo también tengo ese libro y ya he hecho varias cositas .

    Los costrones de pan especiados me parecieron un puntazo y fue de las primeras cosas que preparé.

    Este pudin es delicioso, además de servir de reciclaje está rico como para perder el sentío .

    Besinos mi reina.

    ResponderEliminar
  23. Carmela que casualidad, la semana pasada hice este pudin, yo lo hice con ensaimadas y nos encanto, ese libro es una maravilla, yo a demas de ser estupendo le tengo doble cariño, porque me lo regalo mi querida MAbel cuando vino a verme este verano, te ha quedado un pudin maravilloso. Besicos amiga

    ResponderEliminar
  24. Hola preciosa, llevamos un tiempo desconectados sin linea pero ya todo vuelve un poco a la normalidad !!! Vengo a visitarte y me encuentro con este pudding mmmmmmmmm, nose, yo creo que me llevaría una copita anterior y un pedazo bien grandote de esta maravilla mmmmm también con nata por favor !!!! Como está tu mini chef?
    Un besazo enorme

    ResponderEliminar
  25. Un postre rico, rápido y económico.Me encantan este tipo de postres y aunque sea para el desayuno no le hago ascos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  26. Guauu, ese saborcito a canela debe ser delicioso! tan sencillo y tan rico!
    besiños

    ResponderEliminar
  27. Un pudding mu apetecible y a la vez nos sirve para aprovechar la bollería un poco pasada de días.
    Cuando la veré por el concurso que tengo organizado?
    Que pase un bue día.
    Saludos

    ResponderEliminar
  28. Que delicia y que buena idea lo de comprar la leche ya con el saborcillo....es sencillo y rapidito,para lo que suele ser la repostería,me gusta....besitos desde estepona

    ResponderEliminar
  29. Que curioso que vendan así los restos, yo me voy comiendo todo lo que sale mal, jejejeje. Me encanta tu puding y esas canelitas tienen que estar riquisimas, porqué no las versionas?, seguro que te salen genial.
    Un beso

    ResponderEliminar
  30. Pues tu tiempo será oro pero este puding es maravilloso!!.
    Un abrazo, guapa!

    ResponderEliminar
  31. Ummm!!! Que rico!!!
    Ya estoy por aquí, amiga de desafío!!!
    Petonets

    ResponderEliminar
  32. Que buen puding. quiero un trocito,me gusta mucho el sabor a canela, saludos desde Estepona, :-))

    ResponderEliminar
  33. Me ha llamado la atención tu pudin...todo lo que lleva canela me atrae.. pero tengo que reconocer que no tengo ni idea lo que son las canelitas...una receta para tener en cuenta... Btos

    ResponderEliminar
  34. Qué buenos y socorridos son los puddings, Carmela. A que sí! No sé qué son las canelitas, pero deben ser unos bollitos de canela, no? Como los cinnamon rolls?
    Me ha gustado mucho y las fotos... muy sugerentes. Me has convencido para hacerme uno!!!
    Bsitosssssssssssssssssssss

    ResponderEliminar
  35. Como te puse en mi comentario, cuando publicastes la receta me llamó mucho la atención... la acabo de publicar en mi blog y con ella participo en el concurso de recetas económicas de las hermanísimas... Tengo que decirte que está riquísimo!!!!, me ha encantadoooooo....

    Un besote guapetona

    ResponderEliminar

Doy un millón de gracias a todos aquellos que perdéis un poco de vuestro tiempo para dejar un comentario.
Me encanta leer todos los que sean constructivos y estén hechos desde el respeto y la buena educación. Besos !!
Este blog NO participa en cadenas de premios ni memés, no tengo tiempo, agradezco las dedicatorias pero no puedo seguirlas.

Desafío en la cocina